Buenos Aires, 15 de abril 2007 (Felipe Espinosa Torres sj) - Del 3 al 15 de abril se celebró el 9° Buenos Aires Festival Internacional de Cine Independiente (BAFICI) con la participación de cineastas de todo el mundo. SIGNIS estuvo presente como una de las organizaciones que darían algún reconocimiento a las películas presentadas en la sección oficial. El Jurado SIGNIS estuvo integrado por P. Felipe Espinosa Torres sj (Presidente, México), Ricardo Yáñez (Argentina/EE.UU.), Lidia Greco (Argentina), Carlos Ferraro (Argentina) y Benjamín Ávila (Argentina).

El BAFICI de este año creció 11.5 % más que el del año pasado con 260.700 participantes, 468 películas exhibidas, 130 cortos, 312 invitados internacionales y 1890 argentinos. Fueron veinte las películas exhibidas en la sección oficial, de quince países.

El Jurado SIGNIS vio y analizó las veinte películas sobre las que tendría que otorgar el reconocimiento. Después de varias preselecciones y de un largo proceso de reflexión decidimos premiar a la película alemana The Unpolished (En Bruto, 2006) que “sumerge con un lenguaje áspero y realista, como sugiere su título, en una realidad oscura y caótica para mostrar cómo, una adolescente, Stevie, sobrevive al legado de sus padres, abrigándose en el afecto de los amigos y defendiendo su libertad con dignidad y entereza”.

Además de este premio, SIGNIS otorgó una mención especial a Estrellas de Federico León y Marcos Martínez (Argentina, 2007). Esta película de 64 minutos que narra las peripecias del protagonista Julio Arrieta y que vive en una villa de Barracas. Es representante de actores del barrio que tratan de representar su realidad desde lo que ellos son y viven. Es una película en tono documental que “enseña con humor y realismo la mirada estereotipada del mundo de la pobreza y la marginalidad. Nos enseña cómo el trabajo fortalece la dignidad humana reafirmando la identidad de sus protagonistas”, afirmó el jurado SIGNIS.

Fueron dos semanas llenas de expectativas, muchas horas de sala, interminables reuniones de comentarios y críticas, presentaciones de directores, comentaristas, críticos, productores, organizadores de festivales y miles de cineastas anónimos que gozaron de un excelente festival, donde la tónica fue una visión diferente del cine, un cine independiente que intenta ofrecer mensajes menos convencionales y más desde la visión del director. Mucha gente participó en la organización, 281 del staff y 410 periodistas de todo el mundo y más de 200 mil espectadores en 963 funciones al público. Fue un espacio en donde se oían muchas lenguas y donde los gustos abrían una inmensa gama de preferencias. Casi todo lo que se vio, de notable calidad y ahora, en espera del siguiente festival en la hermosa ciudad de Buenos Aires.